Investigación para la paz

En el comienzo del nuevo siglo y milenio nos encontramos con una situación sin precedentes en la historia de la Humanidad. La evolución de los modos y sistemas de producción, el desarrollo de las nuevas tecnologías y en especial de las relativas a las comunicaciones, la mundialización de la política, de la economía, del comercio y de la cultura hacen que, por primera vez, se contemple de forma real el Planeta como un todo en el que lo que sucede en una de sus partes es determinante para el resto.
La caída del Muro de Berlín y la práctica desaparición de la política de bloques, tras la finalización de la guerra fría, hacen que, si bien el fantasma de una conflagración nuclear de ámbito mundial ha desaparecido de la primera línea de la escena política internacional, han aparecido, con una virulencia hasta ahora desconocida, toda una serie de conflictos regionales que, como en los Balcanes, el Cáucaso, Oriente Medio, Pacífico Oriental, África Subsahariana, y América Central, entre otras latitudes, mantienen al mundo en un estado de confrontación.
De forma simultánea, la tendencia imparable en la que vivimos inmersos nos empuja hacia la consideración de la Humanidad como un todo, a la progresiva eliminación de las fronteras entre las naciones, los pueblos y las culturas, y a dotar de un peso cada vez mayor a las organizaciones supraestatales como factor de equilibrio y compensación del sistema geopolítico.
Todo ello hace que la investigación sistemática y rigurosa de las causas de estos conflictos y el análisis de los métodos de posible solución adquieran, cada vez más, una importancia capital, obligando a situar su actividad en el plano más elevado de la preocupación por la paz.
Zaragoza recibió en 1999 el título de “Sitio Emblemático de la Cultura de la Paz”, otorgado por la UNESCO; tiene en el Centro Pignatelli un prestigioso Seminario de Investigación para Paz, con reconocimiento internacional y con capacidad de convocatoria de los más prestigiosos expertos mundiales en la materia; y su Universidad viene desarrollando desde tiempo atrás importantes programas de divulgación de los valores de la paz y de la tolerancia.
Por todo ello, y por el valor central que la paz representa para el Partido Popular, Domingo Buesa considera que el Ayuntamiento debe involucrarse activa y eficazmente en estos esfuerzos y desarrollar una política cultural tendente a reforzar los valores que dicha actividad pregona



Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: